montaña

Bosque de saetas

A poco de salir de Angastaco en dirección a Cafayate, entre los kilómetros 1.111 y 1.119, la Ruta 40 atraviesa un verdadero bosque de saetas que parecen apuntar al cielo. La Quebrada de las Flechas es uno de los espectáculos más notables que bordean la carretera. A cada hora, a medida que el sol se traslada en el firmamento, las formas y los colores cambian.

Muchas casas señoriales en Cafayate conservan aún uno o varios patios con tinajas y un denso follaje de parra destinado a dar sombra en el verano. Uno de los úl­ti­mos mo­li­nos de ce­rea­les fun­cio­na aún­ cer­ca de Ca­fa­ya­te.

 

 


Comments are closed.